Los cambios en las empresas, no solo en su funcionamiento interno, sino también en la actividad que desarrollan , se han producido de una forma tan rápida que muchos son los nuevos perfiles profesionales demandados hoy en día que hace unos años ni existían ni tenía la necesidad de existir.

Cambios tecnológicos, expansión en el uso de las nuevas tecnologías, mayor preocupación por el medio ambiente y el empleo de las energías renovables o el rápido envejecimiento poblacional, son algunos de los ejemplos de cambios que se han producido que han condicionado y condicionan los nuevos puestos o perfiles laborales que se están demandando.

El cambio más visible es el de la generalización del uso de las nuevas tecnologías e Internet, ya no solo a nivel personal sino también a nivel empresarial.

Empresas que en el 2000 no existían como tal, hoy son las que más valen del mundo: Apple, Google, Microsoft, Facebook,… Nuevas empresas que exigen nuevos profesionales con nuevas aptitudes y habilidades.

Otro ejemplo de este ámbito es la expansión de los nuevos dispositivos tecnológicos, léanse los smartphones o las tablets. Crear aplicaciones y diseñar estos, son profesiones que hasta la fecha no eran necesarias,

Aun así hay que tener en cuenta una cosa importante: la aparición de estos nuevos puestos hace que muchos sean los candidatos a ocuparlos, con lo cual, más que nunca se hace imprescindible la diferenciación como clave en el éxito de la búsqueda laboral.

Nuevas profesiones y puestos por los nuevos cambios

Ya os comentábamos antes los derivados de los cambios tecnológicos, de la uso de los nuevos dispositivos o del boom de las redes sociales. Desarrollador de Aplicaciones para dispositivos móviles (Apps developer),  Social media manager y Community manager, son tres de los nuevos puestos de trabajo más demandados en estos momentos. Todo lo vinculado al mundo de Internet y la tecnología que lo rodea, está en alza.

Pero hay más sectores en los cuales se comienzan a demandar nuevos puestos de trabajo para adaptarnos a los cambios.

La consultoría tradicional ha evolucionado hacia la consultoría transicional o generacional. Ahora es necesario que a las organizaciones se les enseñen a afrontar los cambios que las rodean si quieren adaptarse al entorno y sobrevivir.

El aumento de la calidad y expectativa en cuanto a la edad de vida ha hecho que se produzca un envejecimiento importante de la población, lo cual significa demandar nuevos puestos de trabajo con nuevos servicios y nuevas competencias.

La creciente preocupación por el medio ambiente y la sostenibilidad hace que nuevos puestos vinculados al cuidado del planeta se hayan puesto muy de moda y demandados.

Compartir