Argelia, a pesar de estar en África, es un país de extremos provocados por el desierto y la alta montaña del Atlas que hace que sea otro de los posibles destinos a elegir a la hora de hacernos un viaje de invierno para practicar esquí, aunque por ahora, por la situación política de la zona es aconsejable visitar primero las recomendaciones del país y del Ministerio antes de aventurarnos.

Argelia cuenta con 3 estaciones de esquí, Tala Guilef, en el área de Tizi Ouzou, en Boghni, a 1500 metros de altura, en una extensa zona de bosque de cedros con una acumulación de 5 metros de nieve donde la temporada es desde finales de noviembre hasta principios de abril; Tikjda, en las montañas Djurdjura a unos 40 km de Argel, a 1600 metros de altura, que cuenta con 4 telesquís y dos telesillas (pero no todos funcionan) y es el punto de encuentro de Argelinos acaudalados y empresarios argelinos que trabajan en el extranjero, donde la temporada de nieve es desde principios de diciembre hasta finales de marzo; y Chréa, en el Parque Nacional del mismo nombre que está declarado por la UNESCO Reserva de la Biosfera en 2002, a 1500 metros de altura, donde se celebran los Campeonatos Nacionales de Argelia aunque debéis prepararos al ir a esta estación porque no cuenta con remontes y hay que subir a pie.

Compartir