BMW ya tiene para este 2015 la segunda versión de su modelo X1.

Pese a los cambios, continúa siendo un modelo que une por un lado la apuesta por la circulación urbana cómoda y segura y por otro el incremento en la versatilidad.

Con esta propuesta, la compañía traslada aún más las propiedades propias de un SAV (Sports Activity Vehicle) al sector premium del segmento de los automóviles compactos.

La segunda generación de este vehículo, del que ya se vendieron más de 730.000 unidades, tiene los mismos rasgos de diseño que caracterizan a todos los modelos X de BMW.

Esta SUV viene con un look más deportivo que su predecesor.

Viene con tracción delantera empleando la plataforma UKL que estrenó el Serie 2 Active Tourer. Lo que lo definiría mejor es que es mucho más X que su predecesor, convirtiéndose en el modelo de acceso a la gama ‘crossover’ de la marca. Puede que las dimensiones para el mercado europeo dan a un coche más pequeño en cuanto a longitud que el modelo actual.

En Europa parece que será algo más corto que el actual, aunque todo apunta a que el nivel de precios se mantendrá en la zona ‘premium’.

Más deportivo, con faldones laterales nuevos, un revestimiento de plástico y un nuevo spoiler, lo que confirma la idea de ser más X, más robusto que su predecesor y más cercano al resto de los modelos de esta serie.

Motorizaciones

En cuanto a la gama de motores del BMW X1 2015, contará con los habituales bloques de gasóleo y gasolina, aunque se añadirá un tres en línea turbo de 1,5 litros que formará la versión sDrive18i y tendrá 136 CV y 220 Nm de par. También aparecerán dos 2.0 de doble turbo con 184 y 231 CV y dos 2.0 turbodiésel de 150 y 184 CV. También hay rumores que apuntan a un tope de gama de cuatro cilindros que ofrezca hasta 300 CV.

Además, se está empezando a especular con la llegada de una versión híbrida. Todo indica que usará el motor de gasolina turboalimentado de 1,5 litros y que podría tener una potencia total -motor de combustión + eléctrico- de 190 CV y una autonomía en modo 100% eléctrico de 30 kilómetros.

 

Compartir