Máxima tecnología aplicada a su nueva Serie 7 es lo que nos trae el fabricante alemán BMW. Esta nueva Serie nos trae hasta cuatro motorizaciones inicialmente.

En su estructura reduce el peso en 130 kilos equivalente a un ahorro en consumo de un 20%.

Una muestra de la tecnología que posee es que será el primer coche que podrá aparcar sin que el conductor esté en su interior.

Su aparición se espera para después del verano puede que signifique el tener delante uno de los automóviles más avanzados del mundo: una construcción novedosa (es el primer coche con plástico reforzado con fibra de carbono en su estructura),ofrecerá motores de alta eficiencia (incluido un híbrido enchufable que consume 2,1 litros) y tendrá sistemas sorprendentes, como el control gestual de algunas funciones.

El BMW Serie 7 2015 sorprenderá por incorporar sistemas tan llamativos como el control por gestos de algunas de sus funciones (por ejemplo subir el volumen del audio, descolgar o colgar llamadas), el aparcamiento automático controlado remotamente desde la nueva llave digital, (desde la que se puede acelerar el coche en línea recta hacia delante o marcha atrás durante una distancia máxima de 1,5 veces su longitud total) o, en términos de seguridad, un asistente de conducción semi-autónoma en atascos.

Más novedades: el nuevo Serie 7 contará con faros láser (opcionales, de serie con LED), soporte para carga inalámbrica de los teléfonos móviles, conexión a internet a bordo (el BMW Touch Command incluye una tableta de 7″ integrada tras los reposacabezas delanteros), un head up display con una superficie un 75 por ciento mayor y una configuración específica de confort para los asientos traseros (Executive Lounge) con función de masaje y climatización también en estas plazas.

El Serie 7 2015 (sexta generación del modelo) no cambia en exceso sus dimensiones, ya que se mantendrán las versiones de carrocería corta (5,09 m.) y larga (5,23), con distancias entre ejes superiores a los tres metros (3,07 y 3,21, respectivamente).

Compartir