La Ciudad Prohibida fue la residencia de los emperadores chinos y es uno de los símbolos más importantes de la antigua civilización china. Su nombre se debe a que nadie podía entrar o salir sin permiso del emperador.

A continuación os señalamos algunos hechos interesantes sobre este fantástico lugar.

1. La ciudad se construyó de 1406 a 1420 y está formada por 980 edificios que cubren un área de 720.000 metros cuadrados.
2. La Ciudad Prohibida fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 1987 por la UNESCO y también el mayor conjunto preservad de estructuras antiguas de madera del mundo.
3. Hoy día es la casa de uno de los mayores museos del mundo, el Museo del Palacio, que contiene la espectacular colección de arte de las Dinastías imperiales Ming y Qing.
4. Entre los materiales usados para la construcción del palacio destacan el mármol y por supuesto la preciosísima y hoy día escasa madera de Phoebe Zhennan.
5. La Ciudad Prohibida fue la casa de 24 emperadores, 14 de la dinastía Ming y 10 de la Qing.
6. La ciudad dejo de ser cuna del poder político en 1912 después de que Puyi el último emperador chino abdicase y permitiese la formación de la nueva República de China.
7. La Ciudad Prohibida es una mezcla de antiguos edificios, estructuras y artefactos que incluyen porcelana, jade, jardines, plazas, sitios históricos y 9.999 habitaciones en total
8. EL 90% de los tejados están acabados con azulejo amarillo vidriado. El amarillo era el color oficial de los emperadores chinos.
9. Cada una de las 9.999 habitaciones está decorada con estatuas. Cuanto más importante el edificio mayor número de estatuas. La más importantes tienen 10 estatuas.
10. Alrededor de un millón de piezas que se guardan en el Museo del Palacio son consideradas Patrimonio Nacional Chino y están bajo protección del gobierno.

La Ciudad Prohibida es la principal atracción turística de Pekín, capital del país. Es uno de los lugares antiguos más visitado del mundo y sin duda deja a los que lo contemplan impresionados. Muy pocos museos del mundo pueden presumir de tanta historia como la Ciudad Prohibida.

Compartir