Grecia es uno de los destinos más populares a la hora de elegir sitio al que ir en un viaje de verano, pero pocos saben que también es un destino perfecto para escogerlo como viaje de invierno y, más, si vamos a practicar un deporte de invierno como por ejemplo el esquí, ya que alberga numerosas cimas como el Monte Olimpo, su monte más alto con 2917 m de altitud o las montañas del Peloponeso. Tiene cerca del 80% de su territorio montañoso.

Grecia tiene alrededor de 20 estaciones de esquí repartidas por las áreas del Peloponeso, Tesalia, Macedonia, Grecia Central y Epiros, que suman alrededor de 200 km de pistas para todos los niveles de experiencia y más de 100 remontes entre todas ellas, con buena nieve, buenos servicios y buenos precios.

Las estaciones de esquí que podemos elegir para conocer de otra manera el país heleno son:

Epiros: Karakoli y Profitis Ilias

Grecia Central: Agriolefkes, Karpenissi, Parnassos y Pertouli

Makedonia: 3-5 Pigadia, Chrysso Elafi, Elatohori, Falakro, Kaimaktsalan, Lailias, Paggaio, Seli (Vermio), Vasilitsa, Vigla – Pisoderi y Vitsi

Peloponeso: Kalavrita y Mainalo

Tesalia: Pilio y Vrissopoules (Opympos)

Una de las estaciones más populares del país es Pertouli, con pistas para todos los niveles de experiencia y 3 remontes, en la zona central del país.

Agriolefkes es una de las más antiguas del país, en el Monte Pelión, hogar de los centauros en la mitología. Tiene unas vistas fabulosas.

Mainalo es una de las mejores estaciones de esquí del país y ofrece pistas para todos los niveles de experiencia y un fantástico parque de motos de nieve.

Compartir