Suiza es uno de los primeros países en los que pensamos a la hora de decidir un destino para un viaje de invierno en que practicar deportes de invierno como el esquí y turismo de aventura.

En Suiza podemos encontrar estaciones de esquí consideradas dentro de las mejores del mundo o dentro de las más elitistas del mundo, pero el país alberga más de 300 estaciones de esquí repartidas por su territorio con pistas para todos los niveles de experiencia, desde principiante a experto y para la práctica de todo tipo de deportes de invierno a pesar de ser el esquí el deporte más popular.

Algunas de las mejores estaciones de esquí de Suiza son:

Aletsch – Arena: alrededor de 100 km de pistas donde la mayoría están enfocadas a esquiadores con un nivel de experiencia intermedio y con mucho terreno para los free riders, est´s junto al glaciar Aletsch lo que junto al Mont Blanc, el Monte Cervino y el Monte Rosa le proporciona unas vistas espectaculares.

Zermatt: un lugar impresionante, es una de las estaciones de esquí más elitistas donde además de esquí se puede practicar heliski. Tiene más de 350 km de pistas enfocadas principalmente a los esquiadores con un nivel de experiencia avanzado.

Saas Fee: una de las mejores estaciones de esquí de Europa, famosa por sus fantásticos fuera – pista, conocida como “la perla de los Alpes”, en la montaña Dom. Tiene 100 km de pistas y el 80% de ellas son rojas y negras. Además tiene el restaurante giratorio más alto y la gruta de hielo más grande del mundo.

Compartir